27 de mayo de 2007

Yo no quiero

Empujan, me empujan brazos de niebla
oscuros brazos, cuervos negros azulados
me obligan medusas del miedo
lejos me atisban sombras de silencio
duras y frías oleadas me empujan,
evitan que baje a la muda tierra
no sé que fuerza me empuja
algo que no veo, que no palpo
que siento aguijonear
algo me lleva con manos de rigor y lejanía
me cubre de espanto, es lo que no existe y hace actuar
aquello que no veo y activa
rigor de movimiento
todo es partir, todo es avanzar
y no lo quiero, no lo pido, no es voluntad
si voy, será la forma, el sino
la respuesta que no deseo escuchar
yo voy sorda
voy muda
ciega
sin querer responderme nunca
pero estas fuerzas, obligan, fuerzan, rigen, tiranizan
tapo mis oídos, escondo mis ojos, seco mi lengua
no quiero obedecer
no sé obedecer
quiero la mudez, la ceguera, el son sin son
pero no ayudes
no socorras al que es fuerza
dame a mí la soga para atarme a cualquier árbol justo
concédeme un ancla, dura, fuerte oxidada de hierro puro
aviéntala al mar y déjame enclavada
yo no quiero irme, no quiero olvidar
no quiero que otras fuerzas me lleven
quiero morir esperando
detenida en el mismo punto y coordenada
donde me dejaste esperando por ti
por ti
por ti
tan sólo por ti


Sylvia Rojas P.

21 de mayo de 2007

Noche de besos

Fuimos dos volcanes,
sembrando un incendio
nunca supo el labio,
lo que ardió su beso
Fuimos dos hogueras,
quemando los hielos
jamás supo su diestra,
lo que sintió mi pecho
fue mi carne virgen,
amando su cuerpo
bajó a mi piel deseo
y a su carne, sexo
dulce olor de amantes
embriagando el lecho
le rendí a gemidos,
me sedujo a versos
tengo risas dulces,
estoy entrando al cielo,
¿fue noche de bodas?
¿o fiesta de besos?

6 de mayo de 2007

Soy bajita


















Soy bajita, pero alcanzo
al dulce hálito de tu boca
en tus fuertes manos,
mi cintura claudica fácil
y bajo tus brazos,
me escondo menuda de amor


Soy bajita, pero alcanzo
al destello de tus ojos
y bajo la fuerte cuenca
de tu dulce pecho
te regalaré
largas noches de amor

Soy bajita, pero alcanzo
a percibir tu voz
quiero que al partir…
vayas como el ruiseñor
con una sonrisa cómplice
cantando al amor


Soy bajita…
sólo bajita de huesos
pero verás
que alta soy de pasión
una torre de deseos
¡una montaña de amor!


4 de mayo de 2007

Olvidos












Los malditos ya se fueron
y me han dejado sola…
con el vuelto de la vida en una mano
y la rabia colgando de la otra
mis ojos van mirando amoratados
cazando negros cuervos azulados
bebiendo el miedo de las noches aceradas
El frío que cabalga en la epidermis
destila escalofríos de agonía
¿escuchan las voces de la historia
de una vida colmada de perdones?

Esa voz de lenta impunidad nunca acabada
sigue dando ecos de verdugo...
los otros que pudieron contenerla
le han dejado parir largos olvidos
la tierra ya no canta extremaunciones
no veo desfilando excomulgados
ni al tronco del castigo van ateos
nos dejan convivir con injusticias
y ser parientes de mil excavaciones.

No pidan una hoguera para el alma
el mundo es una tea que no brilla
debemos encender nuestras candelas
subirlas por los bancos de usufructos
gritar por la mañana en valentía
¡devuélvannos la senda primeriza!
aquella que decía sabiamente
que el hambre de los otros es la mía
y mi costado desplegado sin heridas,
justo y tibio abrigo al perseguido.


¿Hasta cuándo carga olvidos e injusticias?
¿hasta cuándo nubla el sueño y la utopía?
es hora que aparezca en mi y en ti el samaritano
quedémonos atrás en el camino
sumando uno a uno cada día
cuidando nosotros los heridos
lavando las ofensas de esta tierra
dejando una moneda al posadero
y la promesa de volver a ser
hermanos sin silencios

1 de mayo de 2007

Tengo

Tengo una puñalada hincada
que oprime y desangra
la arteria de mi vida.
Vago exangüe y lívida
la palidez de mi vena, convulsa
el pulso se apaga
la débil máquina de aire
se ha detenido en una idea
tras los abatidos ruegos
de que viva
y no muera
hay una rota carcajada de burla.

He dejado que la vida
me ate por dos remotas palabras
que cortan de sesgo
toda la aglutinada esperanza
la primera es…justicia
la última es …silencio
todo es hermetismo
obedezco y detengo las voces
la implosión de mi vida
me salva eternamente
de otras puñaladas
silenciosamente injustas